Croquetas de calabacín o zuchini italiano

Seguro que estas croquetas de calabacín o zuchini italiano (zapallo) te sorprenden, están deliciosas y son muy fáciles de hacer.

Es la forma perfecta para que los niños coman esta verdura sin darse cuenta.

Ideales como aperitivo o como entrante o simplemente para un picoteo, se preparan de forma muy sencilla y sin hacer ninguna bechamel pero lo mejor sin duda es su sabor.

Tienes que probarlas. Y si te gustan los calabacines no te pierdas estos rellenos de atún (pincha aquí) buenísimos.

Vídeo receta de las croquetas de calabacín o zuchini italiano:

Croquetas de calabacín o zuchini italiano

Dificultad: fácil             Raciones: 12- 16 unidades          Tiempo: 1 hora

Ingredientes:

  • 2 calabacines medianos o zuchinis o zapallos
  • 100 gr de pan duro sin corteza
  • 1/2 vaso de leche aproximadamente
  • 1 huevo mediano
  • 50 gr de queso crema o mozzarella rallada, parmesano, manchego,…
  • 1 cucharadita de cebolla en polvo y de ajo en polvo
  • Una pizca de óregano
  • Sal y pimienta
  • perejil fresco
  • Aceite
  • Harina, huevo batido y pan rallado
  • Aceite para freír

Elaboración:

Empezamos lavamos los calabacines, lo pelamos y los rallamos; y le añadimos una pizca de sal.

Colocamos los calabacines en un escurridor y dejamos así durante unos 20 minutos, para que pierdan todo el agua.

Mientras los calabacines pierden al agua añadimos al pan duro cortado en trozos un poco de leche para que se humedezca, si no tenéis pan duro podéis usar pan del día o pan de molde pero en ese caso añadirle un poco menos de leche.

Tras 20 minutos salteamos el calabacín en una sartén con unas gotas de aceite de oliva, para que termine de perder el agua que pudieran tener.

Echamos el calabacín en un bol amplio y le añadimos el resto de los ingredientes; es decir, la cebolla, el ajo, el orégano; una pizca de sal y pimienta y además un huevo batido. Y mezclamos bien.

Escurrimos el pan y se lo añadimos a la mezcla anterior he integramos todo muy bien, y resultará una masa excesivamente líquida añadirle un poco más de miga de pan o pan rallado.

Tapamos y guardamos en el frigorífico durante 30 minutos.

Damos forma de croquetas a la masa y pasamos ligeramente por harina, quitamos el exceso y pasamos por el huevo batido y por pan rallado.

Una vez tengamos las croquetas de calabacín o zuchini italiano listas podemos congelarlas o freírlas en abundante aceite, mejor en sartén que en freidora.

Doramos las croquetas por ambos lados y servimos calentitas; ya veréis que buenas, seguro que os sorprenden.

Espero que os haya gustado esta receta de las croquetas de calabacín o zuchini italiano.

Sabéis que si queréis ver todas mis novedades y noticias me tenéis que seguir a través de mi Facebook Cocineraymadre, además os animo a que participéis en mi grupo Cocinando con Rosa, cocineraymadre y preguntéis vuestras dudas o compartáis vuestras propias recetas y trucos de cocina.

También podéis verme en mi CANAL YOUTUBE, y si os gusta SUSCRIBIROS.

Share

Otro video de mi canal Rosa Cocinera y Madre:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *