Albóndigas de pollo caseras

Estas albóndigas de pollo caseras son un plato muy común en mi casa; tiernas y suaves a los niños les encantan y por supuesto a los mayores también.

Una receta casera, fácil y económica y además, como se pueden preparar con anterioridad son perfecta para dejar lista tan solo a falta de calentar. Ideales para llevar a la oficina, al trabajo o donde tu quieras.

Vamos acompañar esta ricas albóndigas de pollo caseras con un poco de verdura y prepara pan por que la salsa está de escándalo; ya verás que buenas están perfecta para cualquier día.

Vídeo receta de las albóndigas de pollo caseras:

Albóndigas de pollo caseras

Dificultad: fácil                Raciones: 4 – 6 personas             Tiempo: 1 hora

Ingredientes:

  • 800 gr de carne picada
  • 1/2 cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 2 huevos
  • Sal y pimienta
  • Perejil fresco
  • Unos puñados de pan rallado
  • Harina
  • 1 cebolla y 2 dientes de ajo
  • 2 zanahorias y un puñado de guisantes
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • 1 vaso de vino blanco
  • Agua

Elaboración:

Empezamos condimentando la carne picada, pero antes vamos a cortar la 1/2 cebolla y 1 diente de ajo en trozos muy finos y los rehogamos en una sartén con aceite hasta que estén hechos.

Echamos sal y pimienta a la carne, los huevos, un poco de perejil fresco picado y mezclamos bien. Cuando tengamos la cebolla y el ajo cocinados se lo añadimos a la carne y por último le incorporamos el pan rallado para darle textura y se pueda trabajar bien.

Una vez que tengamos la masa de las albóndigas, que quede jugosa, la metemos en el frigorífico para que se enfríe y a la hora de darle forma de albóndiga nos sea más cómodo.

Con la ayuda de una cuchara para coger la misma cantidad, formamos las albóndigas, el tamaño que queráis; y las pasamos ligeramente por harina y las vamos colocando en una bandeja.

En una cazuela amplia echamos un chorrito generoso de aceite de oliva y a fuego medio vamos dorando las albóndigas por tandas, sacamos y reservamos.

Cortamos la otra cebolla y los ajos en trozos bien finos y cuando hayamos retirado las albóndigas de la cazuela y siempre cuando no se nos haya quemado el aceite echamos la cebolla y el ajo; le añadimos una pizca de sal y dejamos pochar a fuego bajo.

Cuando tengamos la cebolla y el ajo bien blanditos añadimos la zanahoria cortada en rodajas y rehogamos unos minutos.

Incorporamos de huevo las albóndigas doradas a la cazuela y vertemos sobre todo el vino blanco; dejando reducir unos minutos.

Ahora cubrimos todo con agua y le añadimos una pizca de sal y dejamos cocer unos 10 o 15 minutos hasta que las albóndigas de pollo caseras estén casi echas.

En los 10 últimos minutos añadimos los guisante y dejamos que se haga el conjunto hasta que la carne este tierna, podemos pinchar las albóndigas para comprobar que están blanditas.

En el último momento rectificamos el punto de sal y ya tenemos listas esta deliciosas albóndigas de pollo caseras, ya veréis que buenas…

Como siempre espero que os hayan gustado esta receta de albóndigas de pollo caseras.

Ya sabéis que si queréis ver todas mis novedades y noticias me tenéis que seguir a través de mi Facebook Cocineraymadre, además os animo a que participéis en mi grupo Cocinando con Rosa, cocineraymadre y preguntéis vuestras dudas o compartáis vuestras propias recetas y trucos de cocina.

También podéis verme en mi CANAL YOUTUBE, y si os gusta SUSCRIBIROS.

Share

Otro video de mi canal Rosa Cocinera y Madre:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *