Albóndigas en salsa de vino blanco

Una receta sencilla, económica y de esas de siempre que gustan a todos; unas deliciosas albóndigas en salsa de vino blanco; jugosas, tiernas y con una salsa de rechupete, para mojar pan.

Ya verás que fáciles de hacer y además de pueden preparar con anterioridad, dejar en el frigorífico para comer y tener listas cuando tu quieras.

Y si te gustan estas albóndigas tienes que probar esta ragú de ternera que este de escándalo.

Vídeo receta, albóndigas en salsa de vino blanco:

Albóndigas en salsa de vino blanco

Dificultad: fácil                      Raciones: 4 personas               Tiempo: 40 minutos

Ingredientes:

  • 1 kg de carne picada mixta; de cerdo y ternera
  • 1/2 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • Un puñado de perejil fresco
  • 2 huevos frescos
  • Sal y pimienta
  • Aceite de oliva
  • Unas cucharadas de harina
  • 1/2 cebolla
  • 250 ml de vino blanco de calidad
  • 1 litro aproximadamente de caldo de pollo o carne

Elaboración de las albóndigas en salsa de vino blanco:

Colocamos la carne picada en un cuenco amplio y salpimentamos.

Le añadimos el ajo y la cebolla cortados finamente y mezclamos bien. Incorporamos el resto de ingredientes, el perejil fresco picado y los huevos e integramos todo.

Con la ayuda de una cuchara cogemos porciones de masa y con las manos les damos forma de albóndigas, que no sean muy grandes, si os cuesta mucho darles forma podéis añadir un puñado de pan rallado o harina a la masa.

Pasamos cada albóndiga por harina y doramos en una cazuela amplia con un buen chorro de aceite de oliva.

Doramos a fuego alto y por todos los lados y sacamos a un plato y reservamos.

Quitamos el exceso de aceite o si la harina se hubiera quemado lo retiramos del todo y añadimos aceite limpio. Añadimos la cebolla en trozos muy finos y una pizca de sal y dejamos a fuego bajo hasta que la cebolla esté muy blandita.

Seguido le añadimos una cucharada de harina, mezclamos bien hasta que este todo integrado y vertemos el vino blanco, dejamos hasta que reduzca a la mitad. De esta manera el alcohol se evapora y la salsa no resultará ácida.

Vertemos el caldo y dejamos que dé un hervor tras lo cual añadimos las albóndigas que teníamos reservadas. Y dejamos hervir 20 minutos o hasta que las albóndigas en salsa de vino blanco esté tiernas.

Rectificamos el punto de sal y servimos. Podéis acompañar con un sencillo puré de patatas como yo o con arroz, verduras, patatas fritas,… con lo que quieras que combina con todo.

Como siempre espero que os haya gustado esta receta de las albóndigas en salsa de vino blanco.

Sabéis que si queréis ver todas mis novedades y noticias me tenéis que seguir a través de mi Facebook Cocineraymadre, además os animo a que participéis en mi grupo Cocinando con Rosa, cocineraymadre y preguntéis vuestras dudas o compartáis vuestras propias recetas y trucos de cocina.

También podéis verme en mi CANAL YOUTUBE, y si os gusta SUSCRIBIROS.

Share

Otro video de mi canal Rosa Cocinera y Madre:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *